Comisión de Sustentabilidad trabaja para brindar a la Unimet acciones académicas que fortalezcan su compromiso

Comprometida con el desarrollo sustentable, la Universidad Metropolitana creó la Comisión de Sustentabilidad, la cual surge “como una necesidad de mejorar los criterios de sustentabilidad del campus relacionados a la educación y la investigación”, explica Yazenia Frontado, directora de Proyecto Ávila.

Explica que el comité se divide en tres dimensiones: la dimensión social, dirigida por la profesora  Yuherqui Guaimaro; la dimensión económica, dirigida por Yeny Burguillos; y la dimensión ambiental, atendida por Frontado. Además, la licenciada Livia Pereira es quien “asiste a la comisión en el establecimiento de redes y alianzas”.

Aunque las divisiones son necesarias para atender con cuidado los requerimientos de cada dimensión, la dirigente añade que el trabajo de cada una de las integrantes se engrana de manera exitosa pues “las tres dimensiones del desarrollo deben estar en equilibrio para poder alcanzarlo”. “Trabajamos en equipo para garantizar el equilibrio en el desarrollo de las acciones”, insiste.

“Cada miembro de la Comisión aporta en su justa medida con acciones que garanticen alternativas de solución a problemas de sustentabilidad. Cada una tiene que ver con la otra, se interrelacionan y son interdependientes, es decir, el trabajo es integrado y colaborativo”, comenta Guaimaro.

Características de las dimensiones

El rol de Frontado es coordinar la Comisión de manera general, pues “se conformó dentro del seno de la Dirección de Proyecto Ávila”. Sin embargo, al liderar también la dimensión ambiental monitorea “todos los criterios e indicadores asociados a la medición del campus sustentable, así como de velar por el logro de las acciones enmarcadas dentro de la gestión ambiental de la Unimet”.

 

Por su parte, Yeny Burguillos, explica que como profesora y directora de la Escuela de Ciencias Administrativas, “apoya en la promoción, divulgación y concientización del aporte a los ODS en la conformación o transformación de las organizaciones sustentables”.

Mientras que Yuherqui Guaimaro manifiesta que su papel es revisar, diseñar y generar diversos programas y proyectos “que permitan facilitar indicadores que contribuyan al campus sustentable”. Añade que también debe “acompañar a la coordinadora de la Comisión en la sensibilización y concientización del fortalecimiento de acciones educativas que aporten a la sustentabilidad”.

Proyectos que han surgido

La Comisión solo se encarga del área académica. En ese sentido, se ha  implementado “una planilla de identificación de los ODS en los trabajos de grado tanto a nivel de pregrado como de postgrado, lo que nos permite poder caracterizar las investigaciones realizadas y a su vez poder dar respuesta a las necesidades del entorno, en función de la Agenda 2030”.

Frontado añade que para hacer esto posible fue necesario la realización de un taller de formación que se ha dictado a más de 120 docentes, “entre profesores, tutores e investigadores, para que no solo aprendan a usar la planilla sino también para unificar conceptos relacionados al desarrollo sustentable, la Agenda 2030 y la necesidad que tenemos como academia de contribuir al logro de los ODS”.

Burguillos señala que también se implementó una especie de campaña de concientización a través de una “encuesta y publicidad para que la comunidad unimetana se involucre”.

La Comisión espera que la formación sobre sustentabilidad continúe en el campus y su impacto se refleje en las asignaturas de todas las carreras de la Unimet.

“Por ello, estamos trabajando en el diseño de un Diplomado en Sustentabilidad, que pueda brindar más herramientas. Pero lo más importante es que caracterizar nuestros trabajos de investigación, y que al realizar una consulta en la biblioteca, uno de los descriptores sea el o los ODS hacia los cuales apunta la investigación, nos permite tener mayor visibilidad y establecer mejores redes, para seguir avanzando como un campus sustentable”, indica la directora de Proyecto Ávila.

Añade que la Comisión de RSU Ambiente, encargada del “monitoreo y diseño de propuestas y acciones para mejorar la sustentabilidad del campus en relación a los criterios de infraestructura, manejo de residuos y desechos, agua, energía y transporte”, también trabaja con todas las dependencias administrativas, para mejorar con la implementación de la planta potabilizadora de agua, el cambio de las luminarias del campus, “la evaluación constante del programa UnimetRecicla, el monitoreo de la cuenca de la cual tomamos el agua, así como la conservación y mantenimiento de la sección del parque nacional Waraira Repano, de la cual somos responsable en su co-manejo”.

Metas de la comisión

Tras una década de haberse comprometido con el desarrollo sustentable, en aras de preservar los recursos de los que hoy dispone, la Universidad Metropolitana continúa trabajando desde todos sus frentes para lograr el objetivo.

Por ello, la Comisión de Sustentabilidad trabaja arduamente para garantizar el cumplimiento de diversas metas no solo a corto sino también a mediano plazo, como: “Fortalecer el área educativa y el rol docente desde asignaturas claves, vincular los proyectos de tesis con los ODS, mejorar los indicadores de gestión, diseñar el diplomado en sustentabilidad, promover una certificación para los estudiantes, y mantener el Campus Sustentable”, expresa Guaimaro.

Yeni Burguillos concluye que “hay bastante trabajo en lo académico, donde involucra estudiantes, profesores y gerentes académicos y sobre todos como una oportunidad para los que los que no consideran que pueden ser aplicados puedan ver el beneficio de esto. También es importante resaltar que estamos de primero en el ranking eso implica trabajo disciplinado y de captar más personas en pro del desarrollo sustentable para mantenernos en ese puesto”.