DEL SOCIALISMO A LA ECONOMÍA DE MERCADOJueves 8 de octubre de 2009Auditorio Manoa, Celaup, Universidad Metropolitana UNIMET - Universidad Metropolitana

¡Su navegador no es soportado!

Le recomendamos actualizar su Internet Explorer a la última versión Actualizar

También recomendamos

DEL SOCIALISMO A LA ECONOMÍA DE MERCADO
Jueves 8 de octubre de 2009
Auditorio Manoa, Celaup, Universidad Metropolitana

Conferencia del profesor Leszek Barcelowicz de la Universidad de Varsovia, Polonia.

El Dr. Barcelowiczfue Viceprimer Ministro y Ministro de Finanzas del primer gobierno no
comunista de Polonia después de 1945 y Presidente del Banco Central de Polonia (2001‐2007).

foto1
Quisiera hablar primero de lo que era el socialismo‐comunismo. La esencia de este sistema era la predominancia total del poder político sobre la sociedad. Eso quería decir que las libertades individuales se vieron muy reducidas, la propiedad privada estaba prohibida, las transacciones de mercado estaban eliminadas también, el dinero no era convertible, había censura, se restringían los viajes al extranjero, o sea, todas las libertades casi que habían sido rechazadas y si alguien quería utilizar estas libertades se declaraba criminal. Teníamos entonces una categoría especial de crímenes
contra elsocialismo
.

Para tener un sistema así, hay que tener una policía especial, una organización especial, una policía política. El control ejercido por el gobierno fue excepcionalmente amplio: las empresas estaban sujetas a la planificación central, lo cual incluía racionamiento de divisas, definición de cuotas de producción, control de precios y comercio internacional dirigido. Como las empresas no podían competir,se conformaron en asociaciones especiales monopolistas bajo el aparato del Estado, que era específico a favor del socialismo.

foto2
Otra característica del sistema fue el estado de bienestar con el gasto social. Este Estado benefactor socialse apoyaba en una fundación económica cada vez más y más débil que no se podía sostener. Hay mucha información que confirma esto: les voy a mostrar algunas comparaciones sencillas. Aquí tenemos, por ejemplo, entre Polonia y España. (Lámina 7) En 1950 los dos países tenían el mismo
ingreso per capita (USD 2400, aproximadamente); pero vean en 1990: Polonia había crecido solamente 47% de ingreso per capita, mientras que el de España había subido 239%. La comparación esigual para Hungría y Austria. En 1950 Hungría tenía un PIB per capita de USD 2480 y Austria USD 3.706; pero en 1990, el de Hungría había subido 38% y el de Austria 261%. Las diferencias más extremas aparecieron entre las dos Coreas (lámina 8).

Acuérdense que Corea del Norte representa el socialismo extremo y Corea del Sur es una
economía capitalista muy exitosa. Estos dos países tenían el mismo ingreso per capita en 1950 (USD 854) y en el 2003 Corea del Norte solamente tenía un incremento de 7% de ingreso per capita y miles de personas se han muerto del hambre; en cambio en Corea del Sur, el PIB per capita creció en 15.732%. Finalmente, tenemos también una comparación entre Cuba y Chile: en 1950 Cuba tenía ingresos per capita de USD 2.046 y Chile tenía 3.670; en el 2003, la cifra para Cuba había crecido a 2.569 (crecimiento anual promedio de 0,4%), pero para Chile subió a 10.950 (crecimiento anual promedio de 3,7%). (Ver lámina 8).

foto3

En el caso de China, hemos visto dos fases. En la fase del socialismo maoísta, China
estaba decayendo. Inicialmente tenía un crecimiento de 10%, pero en los años 70
solamente llegó a 7%. Pero ¿qué ha pasado después de eso? Aquí tenemos una línea roja
que se transforma en azul y pueden ver que China ha estado acelerando su crecimiento y
ahora llega a cerca del 20% del ingreso per capita de Europa. ¿Es que ahora han
inventado un socialismo mejor? ¿Esa es la razón del éxito? No. China está haciendo una concesión al desarrollo del capitalismo con transacciones de mercado y una economía más abierta. En China la mayoría del aumento de la economía se ha concentrado en el sector privado. O sea, China se ha abierto muchísimo hacia Occidente: en China las exportaciones son 5 ó 6 veces mayores que las exportaciones de India y tiene también inversiones en Occidente.

Voy a contarles una anécdota. Cuando yo era Gobernador del Banco Central de Polonia invité a mi colega del Banco Central de China y él dio una presentación pública sobre las reformas económicas chinas, explicó que en China se está avanzando en el modelo económico del socialismo. Estaba utilizando el lenguaje oficial, pero en esencia lo que quería decir es que están en una transición hacia el capitalismo. Eso no quiere decir que el socialismo ha sido definido, o según se define, por la predominancia de la sociedad. No hay un socialismo bueno. La gente habla mucho de socialismo bueno en Suecia, en Francia, pero es un socialismo totalmente diferente, es una variante del capitalismo.

No hay un ejemplo de buen socialismo, y muchos países no se llaman socialistas, pero sí lo son. Por ejemplo, Irán es un país socialista. La mayoría de la economía está controlada por los políticos que se llaman Ayatolas, pero son políticos. Y así tenemos ese socialismo de Ayatolas en Irán. No se puede encontrar un ejemplo bueno de socialismo que con el tiempo no culminara en un desastre económico. No estoy hablando sólo del costo humano, sino del costo económico. Mientras que el capitalismo puede ser bueno o malo, hay muchas opciones buenas o malas desde el punto de vista del crecimiento que es indispensable para la vida de la gente.

¿Y cuáles son las variaciones del capitalismo? Bueno, las partes malas son irresponsabilidades fiscales, como lo hemos visto en países latinoamericanos, políticas catastróficas que han sido sumamente negativas. Tenemos el ejemplo de México y España: Hace 40 años los dos países tenían el mismo ingreso per capita pero ahora en España es el doble que en México ¿Por qué? Bueno, porque México ha tenido tres crisis producidas por el Gobierno. No es el mercado el que produce las crisis sino las políticas macroeconómicas catastróficas, y esto lo podremos ver más adelante.

Otra opción mala del capitalismo es aquella que se aísla del mundo externo mediante el
proteccionismo que se ha intentado en Latinoamérica por mucho tiempo. A la larga no se puede tener éxito con esta política ¿Por qué? Por una razón muy sencilla: si a un país le va bien, es debido a la transferencia de tecnología; pero si el país se aísla no hay transferencia de tecnología y eso significa falla. Pero también hay países con muchos crímenes, un mal sistema judicial, entonces tampoco le va bien al capitalismo.

foto4

Así que hay que hacer la transición del socialismo que siempre está malo, hacia el
capitalismo bueno. ¿Cuál es el buen capitalismo? El que por definición conlleva
crecimiento; la propiedad privada es una característica principal aquí, y un buen sistema de justicia también, para proteger los derechos de los individuos. Mucha competencia es necesaria también. Propiedad privada sin competencia no trae buenos resultados. Si se tienen monopolios domésticos, no importa si son privados o públicos, no importa porque en ninguno de los dos casos se tiene innovación. El aislamiento elimina la competencia y hay que tener una economía abierta: el éxito del capitalismo se relaciona a características especiales, buena protección de los derechos de propiedad, estabilidad macroeconómica para evitar políticas catastróficas. Quisiera decir que esencialmente lo que hemos tratado de hacer en Polonia y en otros países del Este de Europa es la transición del socialismo hacia el capitalismo bueno al mismo tiempo moviéndonos de la dictadura a la democracia. Hemos estado introduciendo capitalismo democrático. Siempre alejándonos de esos modelos centralistas que siempre son antidemocráticos.

foto5

No tenemos en la historia un solo ejemplo de un socialismo democrático. O sea, que es
una cierta contradicción. ¿Qué es lo que ha pasado en el Este de Europa? Es la transición del socialismo no democrático al capitalismo democrático. Y el hecho es que en el proceso tenemos muchas diferencias. Una posición inicial era igual que la situación de ahora y eso lo veremos en términos del crecimiento del PIB comparado
con el de 1989 (Lámina 10): vemos que algunos países han logrado grandes aumentos del PIB. Aquí tenemos países del centro de Europa, pero vean a Ucrania, que está por debajo del nivel inicial, debido a que parece que Rusia no ha tenido el crecimiento rápido debido al petróleo: solamente un aumento del 7%. La inflación, inicialmente, era muy alta: así, cuando yo asumí las responsabilidades de las políticas en Polonia la inflación era de entre 30 y 50% mensualmente. Obviamente, en Latinoamérica hay diferencias muy grandes en cuanto a la inflación.

Por otra parte, cuando se tiene control de precios la inflación sube mucho más. Eso lo sabemos nosotros. La inflación ya aquí ha disminuido (Lámina 12); pero vean a Ucrania, un 20% aproximadamente. Rusia y otros países que han logrado resultados pobres en crecimiento tienen una alta inflación. Existe la inflación indirecta, es importante porque para controlarla necesitamos

la transferencia de tecnología; por lo tanto, la entrada de inversiones extranjeras es muy importante. Vemos cómo los países más pequeños de Centroeuropa son los líderes, como Estonia, Hungría, República Checa.

Pero vean como en Bielorrusia, que no tiene muchas reformas, o Ucrania y Rusia mucho
menos, se nota una distinción o diferencia muy grande. Lo que es más interesante pero menos conocido es que hay grandes diferencias en las normas de vida; por ejemplo también es diferente la esperanza de vida al momento de nacer en la mayoría de los países
centroeuropeos (lámina 14); tenemos el caso de Polonia, 75 años, hubo un aumento en 4 años. Pero vean a Ucrania otra vez, ahí tenemos una disminución y lo mismo en el caso de Rusia. En Rusia

foto7tenemos una disminución en la esperanza de vida. La mortalidad infantil es también un indicador importante. Aquí hay grandes mejoras en Centroeuropa y tenemos, o sea, que se pueden ver grandes mejoras en este diagrama, pero otros países tienen menos mejoras como en Ucrania o la Federación Rusa. Y dentro de un tiempo relativamente corto después del colapso del socialismo, ocurrieron grandes diferencias tanto en resultados económicos como no económicos. Y la pregunta obvia es ¿por qué? ¿Cómo se explica la diferencia?

No hay que especular mucho, aquí hay mucha investigación y vamos a ver los resultados. Si enfocamos el crecimiento económico, entonces podríamos tener estos factores principales que voy a explicar, condiciones iniciales que pueden variar, si son más difíciles se sufre más al comienzo, luego se puede también sufrir choques externos. Por ejemplo, cuando Rusia sufrió la crisis de 1998 debido a políticas fiscales
irresponsables, los vecinos se vieron afectados, los países bálticos. Polonia un poco menos porque somos un país más grande, pero a largo plazo lo que significa más es el alcance de las reformas de mercado y la calidad de las políticas macroeconómicas. Mientras más se reforma en la dirección del capitalismo competitivo, mejor para el crecimiento ¿Y cuáles son las reformas? privatización absolutamente esencial. Con la propiedad del Estado no se puede tener éxito porque no se tiene competencia y la gerencia generalmente es muy mala. La mejor reforma es mediante la privatización. No hay otra reforma más efectiva. Esta es la experiencia no solamente en el centro de Europa sino de otros países.

Y entonces también quiero decir que hay que eliminar restricciones sobre libertades
económicas, hay que tener convertibilidad de las monedas, remover restricciones no necesarias y poder accesar al capitalismo fácilmente mediante la competencia, y tener la posibilidad de crear nuevas pautas y reformas, y las políticas macroeconómicas. Quiero decir que así se evitan las políticas que causan crisis.

Por ejemplo, si uno está en un carro en una carrera y quiere ganar, se necesita un buen carro y un buen chofer. Yo digo que las reformas son como cambiar de un carro malo a un carro bueno, de socialismo a capitalismo competitivo. Esas son las reformas: transformaciones… y hay que hacerlas; aunque transformar el carro malo en un carro bueno es muy difícil, pero es necesario aunque no suficiente. Porque uno puede tener un
buen carro pero un mal chofer. Si él maneja demasiado rápidamente puede causar un accidente y no va a ganar la carrera en esa competencia económica. Esto significa que hay que tener una política fiscal prudente y las políticas monetarias son muy importantes porque muchos países sufrieron de irresponsabilidades fiscales y, en consecuencia, alta inflación. Estas son lecciones que no solamente hemos visto en
el este de Europa sino a nivel universal.

Aquí tenemos ilustraciones de la literatura (láminas 18 y 19). Hay mucha literatura que trata de explicar las diferencias en los resultados económicos en el centro de Europa.

foto8

Pero voy a dar más comparaciones sobre Cuba que podrían ser de interés (lámina 20).

foto9

Si observamos el caso de Cuba, pueden ver que aquí tenemos el ingreso per capita antes de la revolución y aquí estaban en el último grupo los países como Chile, Puerto Rico, Costa Rica, que han mejorado su posición notablemente (lámina 21).

foto10La gente dice a menudo que quizás el socialismo no funciona en Cuba pero por lo menos que nos traen resultados no económicos beneficiosos. Y alguna gente piensa “Necesitamos el socialismo para mejorar la salud, hay que llegar a ese compromiso, o sea, hay que tener un desempeño económico malo para obtener una buena salud”. No. Porque tenemos la
experiencia del este de Europa que dice que los países en dirección del capitalismo han logrado resultados de salud mucho mejores. (Láminas 30 y 31) Pero también tenemos comparaciones muy sencillas de resultados de salud en Latinoamérica. Si tomamos la esperanza de vida al nacimiento antes de la revolución, vean donde está Cuba. Estaba en posición líder y esa posición la ha mantenido. Pero ¿quién ha mejorado más? No es Cuba. En América Latina Chile tuvo la mejora más grande al pasar del décimo segundo lugar al segundo lugar, Costa Rica del octavo al primer lugar y México del décimo al noveno lugar. Y esos países no son países socialistas. No necesitamos socialismo para mejorar la salud, sino un buen capitalismo para obtener buenos resultados económicos. Y con eso se pueden mejorar los indicadores no económicos, de calidad de vida.

Yo, en esencia, diría simplemente que si un país quiere tener éxito económicamente y también en aspectos no económicos, tiene que tener un buen sistema de gobierno. Ya sabemos más o menos cuáles son los sistemas buenos y cuáles son los malos. En Centroeuropa hemos tenido sistemas, muy, muy malos por más de 50 años bajo la antigua Unión Soviética. O sea, todo se imponía, como en los casos de la República Checa o Checoslovaquia y Polonia; pero afortunadamente en 1989 nos liberamos no solamente Polonia, sino toda Centroamérica. Estamos tratando de utilizar la libertada económica para movernos de un mal sistema hacia un sistema mejor. Los países que han tenido el mayor acierto en construir su sistema político y han logrado los mejores resultados, son los países que no tuvieron políticos irresponsables. Estas son las lecciones principales que hemos tenido de Centroeuropa. Muchas gracias por su atención, y ahora llegamos a la parte más interesante de toda la Conferencia que es la discusión.

Dr. Leszek Barcelowicz

foto11Leszek Barcelowicz es un economista polaco, profesor de la Escuela de Economía de la Universidad de Varsovia, autor de numerosos libros sobre economía, política y finanzas. El Dr. Barcelowicz fue Viceprimer Ministro y Ministro de Finanzas del primer gobierno no comunista de Polonia después de 1945 y Presidente del Banco Central de Polonia (2001‐2007). Es considerado como el arquitecto de la transición de la economía de Polonia de 1989 del modelo socialista a la economía de mercado libre (Plan Barcelowicz). En noviembre de 2005, recibió del presidente de Polonia la Orden del Águila Blanca,
la más alta condecoración del país, por su contribución a la transformación económica de Polonia. En 2006 fue electo miembro del salón de la fama de los más importantes economistas polacos. Ha recibido 20 doctorados honoris causa. En la actualidad, el Dr. Barcelowicz es presidente de la ONG polaca “Foro de Desarrollo Cívico”. Desde junio de 2008, es Presidente de Bruegel, una organización de la Unión Europea que aglutina un grupo de expertos dedicados a contribuir a la formulación de políticas económicas europea y mundial a través de la investigación abierta, análisis de
políticas y debate, conformada por representantes de gobiernos, negocios, sociedad civil y medios de comunicación. Es
miembro de La Comisión para el Empoderamiento Jurídico de los Pobres del PNUD; miembro del Grupo de los 30,
organización dedicada al análisis de la economía internacional y asuntos monetarios dirigido por Paul Volcker
(Washington DC, USA); y miembro del grupo de expertos del Peterson Institute for International Economics
(Washington DC, USA).

Trabajo realizado por el Ec. Nelson Quintero Moros con la colaboración del profesor José Ramón Solano.

16 de Octubre de 2009

1970 - 2013 Universidad Metropolitana. Todos los derechos reservados. J-00065477-8. Webmail | Intranet
La Universidad Metropolitana no se hace responsable por contenidos, enlaces e información contenida en enlaces externos a www.unimet.edu.ve. Sitio por W2O Interactive